Titular noticias
Internacional

Cumbre sobre Financiación para el Desarrollo

Martes 14 Julio 2015

Etiopía acoge, del 13 al 16 de julio, la Tercera Cumbre de Financiación para el Desarrollo. Una cita que será crucial para definir cómo se financiará la lucha contra la extrema pobreza y la desigualdad y las políticas sociales en cualquier lugar del mundo.

Los acuerdos a los que lleguen los gobiernos mostrarán la voluntad real (o no) de enfrentar los enormes retos internacionales que se presentan en este contexto.

Es esencial que los acuerdos que se alcancen contemplen tres dimensiones fundamentales para el desarrollo sostenible: la económica, la social y la medioambiental. Sin un enfoque complementario de esas tres cuestiones, no seremos capaces de dar respuestas globales a los principales desafíos que tenemos como humanidad: la pobreza, la desigualdad y la sostenibilidad. Cualquier marco de financiación para el desarrollo debe, por tanto, contemplar la degradación medioambiental y sus graves consecuencias sobre los derechos humanos.

Más allá de los fondos

Al hablar de financiación para el desarrollo no hablamos tan solo de recursos económicos, sino también y principalmente de flujos financieros privados, fiscalidad, comercio, gestión de la deuda externa, inversiones internacionales, gobernanza global, etc. Cuestiones todas ellas que son absolutamente determinantes para combatir la pobreza y la desigualdad y garantizar la sostenibilidad del planeta.

Las decisiones que se tomen en Addis Abeba se llevarán a la Cumbre de Naciones Unidas en septiembre. Un encuentro en el que se definirán los Objetivos de arrollo Sostenible que marcarán la hoja de ruta para los próximos 15 años. Por eso la cita en Addis Abeba tiene una importancia tan relevante: porque en ella se decidirán los medios con los que se contará para hacer realidad esa nueva hoja de ruta y, por tanto, sabremos si los gobiernos apuesta por compromisos conservadores o ambiciosos –tal como exige la compleja realidad mundial.

La Coordinadora de ONGD exige que se tengan en cuentas estas cuestiones:

1.- Un esquema de financiación del desarrollo donde la financiación pública tenga el protagonismo, y se cumplan los compromisos en materia de AOD.
2.- La movilización doméstica de recursos es un elemento clave, pero insuficiente si no se lucha en paralelo contra la evasión fiscal y los paraísos fiscales.
3.- La respuesta a la universalidad de la agenda debe hacerse desde la coherencia de políticas para el desarrollo, de forma que los objetivos de desarrollo sean los que den forma a las políticas aquí y en el exterior, y que transitemos desde una política de la ayuda a una política de desarrollo.

Para profundizar en el tema, consultar en Coordinadora de ONGD España (Documentos relevantes actualizados)

 

Coordinadora ONGD España
Últimas noticias